No hay paz sin justicia.

¿Qué pasó hoy?

El Clan del Golfo quiere paz, CAF viene a salvarnos, la oposición venezolana se lleva un premio, y Weinstein se lleva otra acusación.

Tregüa con una pandilla colombiana

La mayor pandilla criminal en Colombia ha declarado un alto al fuego por querer ayudar a crear paz.

Llamada El Clan del Golfo, el grupo declaró que detendrá toda ofensiva militar a partir del 13 de diciembre. Hace tres meses, ya el líder había dicho que de rendiría y se entregaría personalmente a las autoridades.

Es un gran paso para la seguridad en Colombia ya que la red criminal se extendía hasta Rusia, donde traficaban drogas.

CAF salva al Banco Central de Venezuela

Con el fin de brindar apoyo a su país miembro en las peores condiciones de la región, la Corporación Andina de Fomento aprobó una línea de liquidez de 400 millones de dólares al Banco Central para garantizar la estabilidad de las importaciones al país.

Buenísimo este apoyo por parte de CAF, pero esto no pasó en ningún momento por la aprobación de la Asamblea Nacional (la legítima, no la Constituyente). Igualmente esperamos que esa enorme cantidad de dinero de use para fines públicos y no entre directamente en algún bolsillo.

La oposición se lleva el premio Sárajov

El día de ayer la oposición venezolana recibió un reconocimiento de parte de la Unión Europea por su lucha por la democracia en el país caribeño. Para recibirlo estuvieron Julio Borges y Antonio Ledezma, quienes hablaron en representación de todos los presos políticos y muertos durante la época de protestas.

Aprovechando el momento, el presidente del parlamento venezolano hizo un llamado de atención a la Eurocámara para que enviaran una misión de observación electoral en los próximos comicios presidenciales.

38 terroristas colgados en Irak

En Irak ocurrió una ejecución masiva de 38 jihadistas acusados por de terrorismo quienes parecen haber sido parte del Estado Islámico. Es la más grande que ha habido desde el 25 de septiembre cuando colgaron a 42 militantes, lo que significa que esto es aparentemente común en Irak.

El mundo - y yo - criticamos el uso de la pena de muerte como castigo, pero quizás en este caso del terrorismo deberíamos llegar a ser más permisivos ¿no? 

Que horrible que tengamos que siquiera considerarlo.

Salma Hayek y el mounstro Weinstein

“HARVEY WEINSTEIN WAS a passionate cinephile, a risk taker, a patron of talent in film, a loving father and a monster.”

Traducción just in case: "Harvey Weinstein era un apasionado cinéfilo, arriesgado, talentoso productor, un padre amoroso, y también un mounstro”

Estas son las palabras de Salma Hayek en la columna que escribió para el New York Times, donde explica su experiencia con el acosador mayor de la industria hollywoodense, declarando que en ocasiones Weinstein la amenazó de muerte y otras atrocidades.

Parece que este tema no va a perder vigencia en ningún futuro próximo, así que esperamos que al menos la sociedad aprenda de sus gravísimos errores para que no de repitan estas situaciones nunca jamás.