Lilian Tintori protesta frente al Vaticano - The Amaranta
Lilian Tintori, Mitzy Capriles y Antonieta Mendoza de López protestaron en el Vaticano

Las esposas de los opositores presos en Venezuela han logrado adentrarse en la política y en el activismo, han viajado por el mundo para pedir ayuda y representan actualmente un peligro para el gobierno venezolano.

En Venezuela la situación se ha tornado difícil a medida que termina el año, ya no es la inseguridad ni la inflación, también es la relación entre gobierno y oposición. Como si no fuera suficiente que el país lleve años polarizado, los dirigentes opositores han sido víctimas de detenciones. Esto causa una mayor división y tensión en el ámbito político.

El gobierno venezolano ha encerrado a Leopoldo López, Antonio Ledezma, Manuel Rosales y Daniel Ceballos igualmente a estudiantes que difieren en pensamiento con el Estado. Son muchos los que todavía están en la cárcel esperando su juicio. Tenemos que agregar que se postergan las citas todos los meses, sin saber cuál será su futuro.

Liian Tintori

Liian Tintori

Luego de que Leopoldo López se entregará a la Guardia Nacional Bolivariana el 18 de febrero de 2014, su esposa, Lilian Tintori tendría que asumir un protagonismo en la luz pública.

"Esta lucha sí es por nuestros jóvenes, sí es por los estudiantes, por los reprimidos, por los encarcelados, por todo el pueblo de Venezuela que hoy está sufriendo colas, escasez, los jóvenes no tienen empleo ni futuro", manifestó López antes de entregarse.

Tintori es Licenciada en Educación y tiene una especialización en Comunicación Política, para ella no debió ser fácil tener que prepararse para seguir expandiendo el mensaje de su esposo en concentraciones, entrevistas y reuniones diplomáticas.

Lilian Tintori al lado del expresidente Andrés Pastrana, María Corina Machado y figuras políticas de Venezuela

El 4 de diciembre, decidió encadenarse en la plaza de San Pedro, en el Vaticano, con Mitzy Capriles, esposa de Antonio Ledezma y la madre de Leopoldo López, Antonieta Mendoza de López para exigir la liberación de todos los presos políticos en Venezuela.

Lilian Tintori, Mitzy Ledezma y Antonieta Mendoza protestando por la liberación de los presos políticos

Se han generado comentarios positivos y negativos de su protesta, tildando a Tintori de querer crear un espectáculo mediático o ser la voz de miles de venezolanos. Las 3 se encadenaron en la plaza donde además, redactaron una carta para el Papa Francisco.

Una protesta simbólica de este estilo nunca se había hecho y por supuesto medios internacionales y hasta diputados italianos se acercaron.

“Lo que nos impulsa a hacer esta protesta pacífica es una decisión de paz, de amor, de solidaridad con más de 100 presos políticos, presos que nunca debieron estar ahí porque son inocentes”, señaló Tintori.

Las esposas no han dejado de realizar protestas, Patricia de Ceballos del mismo modo no ha dejado de luchar por la causa.

“Estamos aquí para pedir justicia y paz, esta es una acción llena de amor. Tenemos fe que el Vaticano nos va a ayudar a cumplir con la libertad de los presos políticos”, advirtió Mitzy Capriles.

Ellas sin querer se convirtieron en figuras si se puede decir en la política, aunque esa no sea su intención. Son las que han estado al frente en la lucha de los derechos humanos y el pueblo de Venezuela en contra del gobierno de Nicolás Maduro.

La más señalada es Tintori; la cantidad de insultos hacia su persona es lamentable, los ciudadanos tienden a juzgarla todo el tiempo. Sabemos que puede llamar la atención, pero esa ha sido su misión principal, es activista.

Al parecer algunas personas no saben diferenciar a un político de un activista todavía, prefieren juzgar antes de ponerse en los zapatos de los demás. Su intención principal es liberar a su esposo, dudamos que en un futuro quiera fundar un partido político o ser funcionaria. De un día para otro tener que asumir un cargo de esta magnitud es un choque, además de tener que lidiar con todo el estrés que genera luchar por una causa que al final del día es difícil, no sabemos qué pasa a puertas cerradas.

Además, si en Venezuela no encuentran soluciones, tienen que ir a otros países para transmitir la realidad, si la MUD (Mesa de Unidad Democrática) en la Mesa de Diálogo con el gobierno no está dando frutos, hay que tomar acciones para buscar soluciones. Estos actos cuando se vive en un país con tantos problemas son vitales. ¿Por qué no ir al Vaticano luego de que el enviado de esta institución para dirigir el diálogo no cumplió?

Luego de más de 50 horas de protesta, levantaron la huelga y especificaron que sus oraciones fueron escuchadas.

3 mujeres con ideales fuertes pueden generar discusión, si se ha hablado de Venezuela mundialmente es también por ellas, por su lucha por los derechos humanos. Juzgarlas o no, están haciendo el trabajo, comunicar lo que viven los venezolanos hoy en día.