Ni tampoco pueden salir de casa sin sus maridos

Si algo podemos admitir de la evolución en la lucha por los derechos de la mujer, es que ahora tenemos más participación, voz y respeto en muchísimos espacios donde antes era imposible formar parte. 

Por ejemplo:

Podemos rumbear solas.

Hay mujeres presidentes.

Podemos ejercer la profesión que nos dé la gana.

No somos condenadas a muerte si cometemos adulterio.

Y hoy día podemos manejar en Venezuela, pero no de noche.

Siendo un avance relativamente joven, el hecho de que las mujeres podamos estar en responsabilidad de un carro, a pesar de que siga siendo un chiste para muchos, es una realidad que hace unos cuantos años no era posible. Pero la discusión empieza cuando no tienes novio, no eres la hija de Diosdado con sus escoltas, usas tu carro de manera rutinaria y te provoca salir después de las seis de la tarde. A lo que viene Los Miserials del día de hoy:

‘Las mujeres no pueden manejar de noche’

Ver relacionados:

Los Miserials: ‘No te puedes ir a la playa con tu novio’

Los Miserials: ‘Deja de drogar a jevas en las fiestas’

Los Miserials: ‘Mamá me hice un tatuaje’

‘Vamos a comer, yo te busco’

Es lo primero que te dice un chamo cuando te está invitando a salir.

‘¿Y tú estás manejando?’

Es lo que te contesta una chama en un cumpleaños cuando dices que te vas.

‘Si quieres yo manejo tu carro’

Es lo que te sugiere un chamo que sabía que estabas manejando tu carro sola.

En un país como este, donde a pesar de haber igualdad en ciertos aspectos todavía sufrimos de un machismo prehistórico, es un caso muy extraño ver a una mujer manejar sola durante la noche.

‘Pero las mujeres solas de noche son más vulnerables’

Es lo que están pensando todos en este momento.

Sí, totalmente cierto. Pero cuando tus únicas opciones son: regresarte con el niño más borracho de la fiesta o irte a pie, la carta de manejar tu carro en estado de sobriedad y con cuidado es muchísimo más seguro.

El hecho de que un hombre sea menos llamativo para la inseguridad en horas de la noche en este país es una excusa barata para imponernos nosotras mismas la premisa de que no podemos agarrar un carro de noche.

‘Pero hay mujeres que manejan horrible’

Claro y hombres también. No existe una regla bíblica que afirme que el hecho de tener testículos, automáticamente hace que manejes bien. Es cuestión de entender la responsabilidad que conlleva manejar un carro, de la mano con la inseguridad del país. De resto, simplemente pisas un freno y un acelerador; no estás manejando un camión de siete velocidades.