‘Review’ de ‘Dark Tourist’ de Netflix - The Amaranta

‘Review’ de ‘Dark Tourist’ de Netflix

Al escuchar dark te pueden venir a la mente dos cosas: la serie alemana de Netflix o el vídeo viral de Youtube de Verónica Rodríguez de la Luz del Topo, mejor conocida como la Elvira. O sea, “la darks”.

Si no viste este video, es preocupante. Pero, tiene solución: está y estará disponible para tí en la red por los siglos de los siglos, así que corre a verlo.

En fín, todo tiene un hilo conector, ya verán.

El dark es un movimiento cultural que surgió en Inglaterra en los años setenta, luego de que el punk empezara su decadencia. Los jóvenes del momento adoptaron el luto como forma de expresión y el color negro como estandarte. Las ideas y creencias que sustentan al dark están relacionadas con el vampirismo, lo oculto, fúnebre, grotesco, decadente, melancólico, prohibido, y pare de contar.

No todos exteriorizan sus gustos. Muchos pertenecen a esta corriente y no necesariamente están vestidos de negro o con las uñas pintadas, pero no es tan común.

Y *aquí viene el hilo conector* de eso se trata Dark Tourist.

Ver relacionado: Lo que tienen en común ‘Black Mirror’ y Google

Si bien no es una serie que trata sobre este movimiento en su totalidad, ni van a relatar las vidas de personas vestidas de negro de pies a cabeza, es una serie que da a conocer el turismo dark.

Es decir; el turismo oscuro o “el otro turismo”.

Ya podrás imaginarte que no es una serie donde verás las playas paradisíacas de Bali, ni las ciudades más bellas del mundo.

De la mano de David Ferris, un periodista conocido por visitar los lugares más peligrosos, podrás conocer las particulares elecciones de algunas personas a la hora de viajar.

Narcoturismo, visitas a los lugares con más radiación del mundo, paseos por ciudades abandonadas, rutas de vampiros y caníbales, momias, festival de magia vudú, un paseo por el bosque de los suicidios y hasta un simulacro donde se vive la experiencia de cruzar la frontera de México a EEUU son solo algunos de los planes dark por los que algunos pagan.

Sí, el simulacro de la frontera existe, y cuesta cincuenta dólares por cabeza. Todo para poder vivir la experiencia. Disparos, robos, encontronazos con narcos y muchas horas de camino es lo que viven los turistas para intentar pasar la frontera. Por más que sepan que todo es mentira, la experiencia es bastante real, y más de uno pasa un buen susto y sale de ahí con un mal golpe.

Este simulacro es solo una parte del primer episodio, el cual se divide en tres destinos oscuros de Latinoamérica.

Otro que vale la pena mencionar, es el de la visita a uno de los lugares más radiactivos del mundo. Calma, no es Chernobyl, pero casi.

Los dark tourists, visitan Fukushima, lugar considerado como zona de exclusión tras el desastre nuclear. A pesar de que el gobierno japonés ha llamado a los ex habitantes de la zona afectada a volver, y considera que ya es habitable, la realidad es distinta. Solo pocos se atreven a volver, y los que lo han hecho, corren muchísimos riesgos.

Este episodio es tan mórbido como interesante, y realmente es uno de los mejores de la serie. Aunque siendo sincera, muchos otros valen la pena.

Son ocho episodios en total, todos en diferentes continentes. Y les juro que uno se va poniendo más creepy que el otro.

Si son miedosos y fácilmente impresionables, huyan. Pero si son miedosos con algo de masoquistas y curiosos, esta serie puede ser para ustedes.

Les advierto que hubo escenas que no toleré y tuve que adelantar, más de un capítulo me dio un ataque de ansiedad con taquicardias. Igual no podía dejar de verla.

Dark Tourist es una serie rica en conocimientos y hechos culturales. Además es un concepto muy interesante y alternativo, ya que le están dando cabida a personas con intereses lejos de los comunes.

¿Es poco ética? Sí. ¿Algo mórbida? También. ¿Es normal tolerar y ver gente que ama a un asesino serial? No. ¿Y es de locos ver a gente visitar las zonas más radioactivas del mundo, sabiendo las consecuencias que pueden tener después? Sí. ¿Estamos locos por eso? No.

Es entretenida y diferente. De esas series que se deben ver sin prejuicios, y si no te gusta, siempre serás libre para escoger otra.

Te prometo que no estarás loco por verla.

Pero si después se te antoja ser un dark tourist, ya ahí no me responsabilizo.

TheA logo
Más artículos
#SinReggaetonNoHayLatinGrammys: ¿polémica innecesaria o crítica acertada?