‘The Irishman’: una película sobre las amistades

‘The Irishman’: una película sobre las amistades y el paso del tiempo

Nota de lectores9 Votos
8.6
8

Gracias a películas como Mean Streets, Raging Bull, Goodfellas, The Departed o The Wolf of Wall Street, el nombre de Martin Scorsese es ampliamente conocido en el mundo no solo por una, sino por múltiples generaciones. El cineasta, que cuenta con una carrera que sobrepasa los cincuenta años, se ha convertido en una de las figuras más emblemáticas del séptimo arte y en un ídolo para cualquiera que desee incursionar en esta industria. Y si aun así, a estas alturas, todavía quedaba alguien que no supiera quién era Scorsese, sin duda el año 2019 se encargó de enseñarle, con ayuda de Joker, Marvel y, por supuesto, The Irishman, su más reciente obra.

Luego de su estreno, Joker rápidamente recibió comparaciones con dos obras de Scorsese: Taxi Driver y The King of Comedy, pues el filme de Todd Phillips toma una variedad de elementos de ambas películas, y sin la influencia del director de 77 años, difícilmente sería lo que es. Poco después, fueron otras cintas basadas en cómics las que aparecieron en los titulares junto con el nombre del cineasta: las de Marvel. Hace apenas dos meses, Martin Scorsese emitió comentarios muy controversiales sobre los largometrajes pertenecientes a este universo de superhéroes, calificándolos no como cine, sino como algo más bien parecido a un parque de atracciones, tema que posteriormente desarrolló en un artículo de opinión para The New York Times.

Martin Scorcese
Martin Scorsese
The New York Times

Así, el director desató un debate sobre el cual se pronunciaron tanto figuras importantes de Hollywood como los espectadores comunes, quienes unas semanas después volvieron a acudir a las redes sociales, ahora para compartir sus reacciones luego de ver The Irishman. Con una duración de tres horas y media, y un reparto conformado por grandes personalidades de la industria, la nueva película de Scorsese se ha convertido en una de las protagonistas de la temporada de premios 2020, obteniendo múltiples nominaciones.

The Irishman es un filme basado en hechos reales que gira en torno a Frank Sheeran (Robert De Niro), quien pasa de ser un camionero a trabajar para Russell Bufalino (Joe Pesci), un hombre de poder en la mafia italoestadounidense. A lo largo de su vida, Sheeran realiza una serie de tareas que eventualmente lo llevan, entre otras cosas, a desarrollar una amistad con el sindicalista americano Jimmy Hoffa (Al Pacino) y a distanciarse de sus hijas, quienes no aprueban el oficio de su padre. 

 Robert De Niro, Al Pacino y Ray Romano en The Irishman
Robert De Niro, Al Pacino y Ray Romano en The Irishman
Netflix

La grandeza de The Irishman radica no en la reunión de un trío de ganadores del Óscar, sino en la sensibilidad con la que la película explora un tema que está lejos de ser ajeno para el director y sus tres actores principales: el paso del tiempo. No sería demasiado arriesgado afirmar que De Niro, Pacino y Pesci —quien salió de su retiro de la actuación para trabajar en esta cinta—, luego de haber definido una era del cine, han dejado sus mejores días atrás. Y si bien en la obra actual de Scorsese no faltan las joyas, queda claro que después de una carrera de medio siglo, la mayor parte de sus éxitos han quedado en el pasado. The Irishman no es otro largometraje sobre crímenes y corrupción, The Irishman es un filme que plantea una reflexión sobre el tiempo, sobre los arrepentimientos por viejas decisiones que resultaron en hechos que ya no pueden ser cambiados y sobre la amistad.

Lo que ves en la película es su relación [la de Robert De Niro y Al Pacino] como actores, como amigos desde hace cuarenta o 45 años. Lo que sucede allí es algo mágico.

Martin Scorsese

Tras haberse conocido durante los años setenta, actores y director han vivido numerosas experiencias en conjunto en las últimas décadas, y han sido testigos de las diversas transformaciones por las que han pasado Hollywood y la industria del cine en ese tiempo. El vínculo que los une es más fuerte que uno meramente profesional, así que no es casualidad que Scorsese se aproximara al material que sirvió de fuente para la película de la mano de De Niro, pues ambos tenían en mente colaborar en un proyecto y fue en The Irishman que encontraron la oportunidad de hacerlo mientras tocaban aquellos temas que deseaban abordar en este punto de sus carreras.

 Harvey Keitel, Joe Pesci, Robert De Niro, Martin Scorsese y Al Pacino
Harvey Keitel, Joe Pesci, Robert De Niro, Martin Scorsese y Al Pacino
Netflix

Las amistades en el filme son planteadas desde la lealtad, el orgullo, la melancolía y el arrepentimiento que demuestra Sheeran, quien con ochenta años y en un ancianato decide compartir su historia con el espectador a través de flashbacks, invitándolo a conocer un mundo que ya no existe y del cual en algún punto el personaje interpretado por De Niro se sintió el rey. Son otros vínculos afectivos, sin embargo, los que lo quiebran y le recuerdan que todo tiene un costo.

La interpretación de Anna Paquin como Peggy Sheeran, la hija de Frank que se aleja de su padre debido a su estilo de vida, ha sido motivo de controversia desde el estreno de The Irishman, pues a pesar de ser un personaje de peso en un filme de 209 minutos de duración, la actriz no dice más que un total de siete palabras. Muchos han criticado la decisión y se han cuestionado la manera en que Scorsese trata a sus personajes femeninos; sin embargo, el silencio, en este caso, tiene una importante función narrativa: es la representación de la decepción, el miedo y posteriormente, la venganza de una hija.

Anna Paquin en The Irishman
Anna Paquin en The Irishman
Netflix

La actriz, aun con las pocas líneas que tiene en el largometraje, logra evocar la intensidad de las emociones de su personaje y quebrar al espectador, tal y como lo hace con su padre. Asimismo, la decisión de Pesci de salir de la jubilación por este proyecto prueba ser una que valió la pena, pues en The Irishman no solo se les puede ver a él, a De Niro y a Pacino haciendo un trabajo magistral, sino que la química que estos tres actores tienen en pantalla permite que el espectador se sienta testigo del encuentro entre un trío de viejos amigos.

The Irishman es un filme que pretende mirar al pasado y evaluar el presente, que rescata las amistades que se forman en el camino y que requiere del tiempo del espectador, mas no lo malgasta. Martin Scorsese es un hombre que ya lo ha hecho todo, que ha aprendido y enseñado tanto, que ha conocido el éxito y el fracaso, que logró convertir su proyecto pasional en una realidad llamada Silence, y que ahora simplemente se reúne con sus amigos para recordar momentos del pasado y trabajar en aquello que lo apasiona y lo seguirá apasionando hasta sus últimos días: el cine.

‘YA VISTE ‘THE IRISHMAN’? DEJA TU PUNTAJE AQUÍ:
Nota de lectores9 Votos
8.6
8
TheA logo
Más artículos
Ni siquiera los Spotify Awards se escapan del regionalismo