No tan blue con el Blues

No tan blue con el Blues

En inglés “being blue” o “feeling blue” significa un sentimiento de dejadez, de nostalgia y tristeza, una manera un tanto poética de decir que te sientes existencialmente down.

Lógico que es por esto que en Intensamente el sentimiento de tristeza es azul. Azul y triste.

El género musical que lleva el nombre de este mismo color evoca justamente ese sentimiento: el lamento por un corazón roto, por lo poco afortunado que se es en la vida o la mala sensación después de una pobre toma de decisiones.

Lo interesante, es que el Blues (aunque trata de sentimientos un tanto depresivos y melodías lentas) es emocionantemente vibrante, vivo y crudo.

Con tiempos repetitivos y una estructura de 12 compases, el Blues carga consigo una historia de protesta y canciones de campo que cantaban los labradores de tierra y esclavos campesinos.

Con una combinación de baladas inglesas e irlandesas, las líricas de lamento se mezclaron con ritmos pesados que eventualmente en los 50s’ se cargaron de notas eléctricas y un bajo muy marcado.

Es un género que le permite a los músicos explorar su parte expresiva en solos de guitarra y bajo, como si a través de su instrumento pudiesen explicar más trascendentalmente lo que sienten, en un nivel al que no llegan las palabras.

Unido al Jazz, y al Country dio origen al Rock & Roll.

Si el Blues fuese un actor, definitivamente sería alguien como Morgan Freeman.

No existe mejor sentimiento que sumergirte en la historia que narra una buena canción de Blues, o simpatizar con la tristeza y lamento de la melodía. No siempre se necesita una balada Pop para acostarte a llorar un ratico en tu cama cuando estas triste.

Desde B.B. King hasta John Mayer y pasando por Hendrix y Clapton, la mayoría de los grandes íconos de la música aprecia y santifica lo relevante y profundo del Blues.

Empápate de este a veces olvidado género musical con el playlist de Blues que hicimos.

Recopilando clásicos y sus versiones más nuevas para demostrar que los covers son la reinvención y la mejor forma de hacer honor a los originales.

Déjate llevar por lo rusty que suenan los clásicos de tocadisco, siente como si solos de guitarra fuesen conversaciones y por supuesto destapa un gusto adquirido y del que estarás orgulloso de tener.

De seguro luego estarás buscando más canciones de este estilo y obligando a tus amigos a «sentir» la música.

Encuentra lo melancólico, pesado y atractivo que puede ser una buena canción de Blues.

No tan blue con el Blues playlist:

1. «The Thrill Is Gone» – B.B. King

2. «The Thrill Is Gone» – B. B. King ft. Tracy Chapman

3. «Cross Road Blues» – Robert Johnson

4. «Crossroads» – John Mayer

5. «Black Magic Woman» – Fleetwood Mac

6. «Black Magic Woman» – Santana

7. «Boom Boom» – John Lee Hooker

8. «Boom Boom» – Big Head Todd and The Monsters

9. «Kind Hearted Woman Blues» – Robert Johnson

10. «Kind Hearted Woman Blues» – Eric Clapton 

11. «I’m Leavin’ Town» – William Harris

12. «I’m Leavin’ Town» – Common Gorund

13. «Three O’ Clock Blues» – Jesse Fortune

14. «Born Under A Bad Sign» – Albert King

15. «Born Under A Bad Sign» – Jimmi Hendrix

16. «Hummingbird» – B.B. King ft. John Mayer

17. «I’ve Got Dreams To Remember» – Otis Redding

18. «I’ve Got Dreams To Remember» – Buddy Guy ft. John Mayer

Just let the saxo feel sexy.

TheA logo
Más artículos
El héroe de tus películas románticas favoritas en realidad es un acosador