Los que toman café con leche vs. los que toman café negro - The Amaranta

La notable diferencia entre los que toman café negro y café con leche

Más marcada que la de los humanos y los extraterrestres.
Author:
Publish date:
Sasha Bograd

Sasha Bograd

Es una verdad de suma importancia para la vida del ser humano que el mundo se divide en dos. Están los que prefieren Friends y están los que dan la vida por How I Met Your Mother, están los que compran solo pasta larga y están los que aman la pasta corta, y así sucesivamente hasta llegar a los que toman el café negro y los que toman café con leche, el punto más decisivo de una especie.

A partir de aquí la humanidad entra en un punto crítico existencial, un filtro que te hace o no cierto tipo de persona. Y si no te gusta el café, eres como a los que no les gusta el chocolate, simplemente no eres una persona confiable o, ¿acaso eres una persona en primer lugar?

Los que somos humanos y sí tomamos café, nos miramos de reojo entre nosotros sospechando cada movimiento extraño que pueda diferenciarnos definitivamente, para luego nombrar un bando ganador y conquistar el mundo. Pero la ciencia no ayuda a este propósito, y la gente, como cosa rara, mucho menos.

Así que nosotras nos hemos decidido ponerle sal a la llaga y establecer esas diferencias entre los que toman café negro y café con leche una vez por todas. Para eso hay que escuchar lo que dicen las fuentes.

La ciencia dice:

Cuando nos decidimos a buscar apoyo en la ciencia, lamentablemente quedamos con la misma y a veces más dudas que con las que empezamos (en la mayoría de los casos). Aquí pasa lo mismo. Algunos científicos afirman que los que toman el café negro son afectados de manera positiva la salud mental y física, mientras que otros dicen que los que toman café negro (bebida amarga) están más inclinados a ser psicópatas.

Es claro que el café negro es la presentación más pura de ese sustento que nos hace soportar la vida cada lunes, pero además de darnos eso, nos hace más felices, evita el melanoma y otros tipos de cáncer, la esclerosis múltiple, ayuda al funcionamiento cerebral y además es neuroprotector que en cristiano significa que puede contribuir mucho en la lucha contra el Alzheimer y el Parkinson.

Y en cuanto a lo psicópata, está basado en un estudio publicado en Appetite (una revista de alimentación y nutrición) donde la Universidad de Innsbruck en Austria examinó a 1000 voluntarios en un test de personalidad. El resultado indicó que los que prefieren las comidas y bebidas amargas son más propensos a ser narcisistas, sádicos y locos.

Lo que hace a los que lo toman con leche, menos probables a convertirse en unos asesinos en serie.

Ahora, lo que la gente dice:

“Los que toman café con leche son unos maric*s”- Daniela.

“Yo lo tomo de las dos formas, pues. Negro cuando me muero del sueño y la resaca y con leche cuando estoy con mis panitas y una tortica. ¿Eso me hace mitad psicópata?”- Valeria.

“Los que tomamos el café negro somos unos tostados”- Luis Daniel.

“Ya va, ya va. No me vengas con eso. Los que tomamos café con leche somos gente pana y los que se toman esa broma negra son unos intensos. Ponte a ver, si ves a un chamo formándole un rollo a otro, pregúntale cómo toma su café y ya vas a ver que se lo toma negro. Yo me quedo tranquilito con mi cafecito con leche”- José.

“El café con leche es la p*ta gloria. Me tomé uno en la mañana y me tomé otro hace rato. - Andrés.

“Los que nos lo tomamos negro, sabemos apreciar el café como es. Así de simple”- Gabriela.

“La vida me ha enseñado a tomármelo con leche. Relajada”- Andrea.

En conclusión: Nadie gana aún. Los que se toman el café con leche son más propensos a sufrir enfermedades (como todos, realmente), mientras que quienes lo toman negro son unos intensos. Pero así es como les gusta la vida.

Sin duda es un tema decisivo, no lo puedes negar. Así que cuando estés cuadrando con alguien o quieras conocer los secretos más profundos de una persona, solo pregúntale cómo toma su café y tendrás mitad del camino recorrido.

Lo dice la ciencia y la gente también.