¿Hollywood perdonará a Kevin Spacey?

Desde las acusaciones de abuso y acoso sexual hacia Harvey Weinstein, inspiradas por el movimiento #MeToo y #TimesUp, el lado oscuro de Hollywood se ha visto más expuesto que nunca.

Ver relacionados

Una de las figuras públicas que ha causado más controversia es Kevin Spacey.

Reconocido por protagonizar las temporadas pasadas de House of Cards y películas como American Beauty, Seven, The Usual Suspects, entre otros, el actor estadounidense fue acusado por más de treinta hombres y una mujer desde el 2017.

Después de pasar todo un año bajo perfil, Kevin Spacey trajo al 2019 una controversia que llenará de intriga todo este año. Tras ser eliminado de House of Cards, cuya última temporada no fue tan exitosa como las anteriores, el actor estadounidense publicó un video en YouTube llamado Let Me Be Frank (Déjenme ser Franco).

Este fue lanzado a sus redes sociales el 24 de diciembre, casualmente dos semanas antes de su juicio en Nantucket el 7 de enero, donde enfrenta cargos de abuso sexual dados a un joven de 18 años en el 2016.

El asalto indecente y agresión sobre el adolescente sucedió, según el acusante, en el restaurante donde trabajaba. Al toparse con el actor de 59 años ambos hombres compartieron una conversación y el joven le dijo que tenía 23 años de edad, por lo que al terminar su turno y cambiarse su uniforme, Spacey le invitó tragos. Tras unas cuantas bebidas, el adolescente se quejó de ser manoseado. Según sus pliegos, eso duró tres minutos, pero no le pidió que se detuviera o trató de irse de inmediato. El ganador de dos Oscars se declaró inocente; la siguiente audiencia será el 4 de marzo.

Let Me Be Frank se presta a interpretación, ya que Spacey actúa como Frank Underwood, su ex-personaje en la serie. Fue su manera de defenderse, quizás, de todas las acusaciones de conducta sexual inapropiada que surgieron después de las declaraciones del actor Anthony Rapp hace dos años.

Inspirado y motivado por la repercusión del #MeToo, dice haber sido abusado sexualmente por Spacey a sus 14 años en una entrevista exclusiva con Buzzfeed News.

Rapp declara que durante su participación en la obra de Broadway Precious Sons fue el único menor de edad invitado a una fiesta en el apartamento del actor que en ese entonces tenía 26 años. Se dirigió al dormitorio a ver televisión a causa del aburrimiento de estar rodeado de adultos, y cuando Spacey regresó lo levantó, lo puso en la cama e hizo presión sobre su cuerpo, con intención de tener relaciones. El joven Rapp logró zafarse después de unos momentos de petrificación y posteriormente se retiró.

Tiempo atrás mencionó el incidente en The Advocate, pero no entró en detalles. El medio no le hizo más de una pregunta al respecto y se censuró la mención de Spacey.

Esta primera acusación oficial causó revuelo; Spacey se disculpó a través de su cuenta de Twitter y adicionalmente salió del closet.

Dice:

“Tengo mucho respeto y admiración por Anthony Rapp como actor. Estoy más que horrorizado al escuchar su historia. Honestamente, no recuerdo el encuentro, porque fue hace más de 30 años. Pero si me comporté de la forma en que él lo describe, le debo una sincera disculpa por mi comportamiento de borracho, y lo siento por todos los sentimientos que ha llevado con él todos estos años. Esta historia me ha hecho pensar sobre otros aspectos de mi vida. Sé que hay historias sobre mí y algunas han sido fomentadas por el hecho de que he sido muy protector de mi privacidad. Como los cercanos a mí saben, he tenido relaciones con hombres y mujeres. He amado y tenido relaciones románticas con hombres en mi vida, y ahora decido vivir como un hombre gay. Quiero lidiar con esto de forma honesta y abierta y eso empieza con examinar mi propio comportamiento”. Muchas celebridades expresaron lo insólito de su declaración».

Le quitó importancia a las acusaciones y aprovechó para anunciar su orientación sexual. Se refugió en eso, como Harvey Weinstein lo hizo con su “adicción al sexo”. Ambos depredadores sexuales se acogen en dichas minorías (Weinstein en aquellos que sufren de adicción al sexo, y Spacey en la comunidad homosexual).

Después de estas disculpas, Rapp publicó por su cuenta de Twitter en distintos tuits:

“He dado a conocer mi historia apoyándome en los hombros de las muchas mujeres y hombres valientes que han hablado, con el fin de arrojar luz y con la esperanza de cambiar las cosas, como ellos lo han hecho por mí. Todo lo que quiero contar sobre mi experiencia está en este artículo y no tengo nada más que comentar en este momento”.

Desde las declaraciones de Rapp en donde describe su versión de los hechos , el ganador del Oscar ha pagado las consecuencias. Las muchas otras alegaciones de asalto o abuso sexual se conforman por celebridades como Tony Montana, Roberto Cavazos, Harry Dreyfuss (hijo del galardonado actor Richard Freyfuss), entre muchísimos otros.

También, surgieron testimonios de miembros del teatro Old Vic y del estudio televisivo de House of Cards, lugares en los que Spacey cumplía con una participación significativa. Incluso, el nuero del rey de Noruega pasó por experiencias similares con el ahora problemático actor.

No se puede definir exactamente cómo resultará el juicio. Su popularidad y prestigio se vio contaminado por sus acciones pasadas, pero hay posibilidad de que quede libre de sentencia. Al mantenerse bajo perfil este pasado 2018 pudo haber quitado la atención en el caso, pero seamos francos: todos los ojos están en Kevin Spacey en este momento, y más intencional no pudo haber sido.

Su prestigio cinematográfico y talento marcaron Hollywood, pero como las medidas ecológicas para salvar al planeta Tierra, la industria está concientizando la verdadera problemática: la sumisión y silencio de víctimas. Y esto, sin duda, le puede costear a Spacey su carrera.

Sin embargo, el actor sigue recibiendo ofertas de trabajo en Europa, hecho que, en caso de que las acepte, podrán impulsarlo a regresar a la industria del cine estadounidense.

Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed
TheA logo
Más artículos
7 momentos icónicos del Venezuela Aid Live