‘If you wake up at a different time in a different place, could you wake up as a different person?’

El "trastorno de personalidad múltiple" es quizás uno de los más interesantes, tanto para los psicólogos y psiquiatras, como para las personas de otros intereses y oficios.

Ver relacionado: Psicopatía IRL vs. en la ficción

Actualmente, al "trastorno de personalidad múltiple" se le llama "Trastorno de Identidad Disociativo". Generalmente, sucede por repetidos traumas sobretodo durante la infancia como abusos físicos, sexuales, etc. Es pensado que sucede como consecuencia del estrés postraumático, como mecanismo de defensa en la cual el individuo se disocia de sí mismo para protegerse de una situación que no puede asimilar conscientemente. 

En las palabras del DSM-IV: 

"El trastorno de identidad disociativo refleja un fracaso en la integración de varios aspectos de la identidad, la memoria y la conciencia. Cada personalidad se vive como una historia personal, una imagen, una identidad e incluso un nombre distintos. Generalmente hay una identidad primaria con el nombre del individuo, que es pasiva, dependiente, culpable y depresiva. Las identidades alternantes poseen habitualmente diferentes nombres y rasgos que contrastan con la identidad primaria (p. ej., son hostiles, dominantes y autodestructivas). En circunstancias muy concretas el individuo puede asumir determinadas identidades que pueden diferir en la edad, el sexo, el vocabulario, los conocimientos generales y el estado de ánimo".

Estos son los criterios expuestos en el DSM-IV para diagnosticar el trastornos de identidad disociativo:

Criterios para el diagnóstico de F44.81 Trastorno de identidad disociativo [300.14]

  1. Presencia de dos o más identidades o estados de personalidad (cada una con un patrón propio y relativamente persistente de percepción, interacción y concepción del entorno y de sí mismo).
  2. Al menos dos de estas identidades o estados de personalidad controlan de forma recurrente el comportamiento del individuo.
  3. Incapacidad para recordar información personal importante, que es demasiado amplia para ser explicada por el olvido ordinario.
  4. El trastorno no es debido a los efectos fisiológicos directos de una sustancia (ej., comportamiento automático o caótico por intoxicación alcohólica) o de una enfermedad médica (ej., crisis parciales complejas).

‘Split’ (2016)

Split (2016)

Split (2016)

Sinopsis: un hombre con 23 personalidades secuestra a tres niñas jóvenes y las mantiene captivas en su sótano. 

Evaluación: a ver, está claro que Kevin, el personaje principal, sufre del trastorno  dadas las 23 personalidades que posee, y cómo actúa cuando es cada una de ellas (tono de voz, postura, etc.). Ahora, hay bastantes cosas que merman la representación de este trastorno. 

Calidad de representación: una personalidad no puede ser diabética y las otras no y los cambios no son tan radicales como se demuestran. Como dice el DSM-IV, sí hay algunos casos en los que las personalidades tienen sexos y edades distintas, etc. Sin embargo, no suelen ser tan radicales. 

Hay que tomar en cuenta que es una película quasi-fantástica en la que al final el personaje principal se vuelve un monstruo, pero en términos de la representación de la enfermedad, debo decir que no es buena para personas que la busquen como referencia.

‘Fight Club’ (1999)

Fight Club (1999)

Fight Club (1999)

Sinopsis: Jack, un hombre con problemas graves de insomnio y de desarrollo social conoce a Tyler Durden, con quien crea un club de peleas.

Evaluación: Jack indudablemente sufre del trastorno en cuestión. 1) Está claro que Tyler Durden es producto del mecanismo de supervivencia que emplea Jack. 2) Tiene lagunas de memoria en las que no recuerda nada de lo que hizo (ejemplo: tener relaciones sexuales con Marla). 3) Existe autodestrucción, cuando él mismo se da golpes pensando que agrede a Tyler y aparece en una cámara de seguridad. 4) Hay una personalidad dominante, que es Tyler. 5) La personalidad principal es sumiso y depresivo. 

Calidad de representación: lo cool de la película es que no necesariamente te das cuenta de la personalidad múltiple hasta que a Jack le suceden varias cosas que apuntan hacia ello, como la escena de la cámara de seguridad, lo cual da un insight más claro sobre la vida de una persona con el trastorno.

Sin embargo, emplearía dos observaciones: 1) Se da a entender que el origen del trastorno es la ansiedad social de Jack, cuando creo que históricamente nunca ha habido un origen así a este trastorno. Normalmente sucede por traumas físicos o sexuales repetidos, sobretodo en la infancia. 2) Está popularizado que en los medios otra de las personalidades del protagonista sea violenta, cuando muchas veces este no es el caso en personas que padecen del trastorno. 

‘Las dos caras del Dr. Jekyll’ (1960)

Las dos caras del Dr. Jekyll

Las dos caras del Dr. Jekyll

Sinopsis: Dr. Jekyll es un científico que crea una poción para separar las partes más malévolas del ser humano. Al ingerirla, crea la personalidad de Mr. Hyde, alguien capaz de cometer las peores atrocidades. 

Evaluación: esto es un poco complicado porque el libro es bastante conocido por ser una representación del trastorno, sin embargo, varios han hecho críticas hacia esta atribución, diciendo que no encaja con la concepción nueva del trastorno. 

Un ejemplo de lo anterior es que Dr. Jekyll tiene muy claras las acciones y la personalidad de Mr. Hyde, de hecho, expone lo siguiente en el libro: 

"Ha sido por el lado moral, y sobre mi propia persona, donde he aprendido a reconocer la fundamental y originaria dualidad del hombre. Considerando las dos naturalezas que se disputaban el campo de mi conciencia, entendí que se podía decir, con igual verdad, ser una como ser otra, era porque se trataba de dos naturalezas distintas". 

En este extracto está muy claro que en la consciencia del Dr. Jekyll, existen dos personalidades en las que él puede o no trasformarse, y este trastorno no funciona así

Según el libro de E.R. Saks, Jekyll on Trial: Multiple Personality Disorder and Criminal Law, se expone que Jekyll no entraría en la definición del trastorno, puesto que este viene de una falla radical de integración, lo cual implica unas memorias separadas entre personalidades. 

Adicionalmente, no se cumple para nada con el Criterio D del DSM-IV: "el trastorno no es debido a los efectos fisiológicos directos de una sustancia". 

Calidad de representación: no criticaría la representación, puesto que el diagnóstico no aplica a Dr. Jekyll, pero sí criticaría la desinformación que se ha creado a raíz del libro, el cual se piensa que es una ilustración importante del trastorno. 

‘Frankie & Alice’ (2010)

Frankie & Alice 

Frankie & Alice 

Sinopsis: una terapeuta atiende a una bailarina afroamericana con trastorno de identidad disociativo con tres personalidades. Una de ellas es una mujer racista del sur. 

Evaluación: puesto que la película se remonta en un escenario médico, está bastante claro que el diagnostico aplica a la protagonista. Además, está basado en la historia real de Frankie Murdoch, una bailarina de los setenta.

En la película, además, se demuestra el trauma que desencadenó el trastorno: una relación tumultuosa con Mr. Pete, gracias a la discriminación que hacía la familia de Pete en contra de su relación interracial, luego un embarazo en el cual planean escapar y Mr. Pete muere trágicamente en un accidente de tránsito, y por último, el despojamiento del bebé por parte de la madre a la protagonista. 

Calidad de representación: esta puede ser una de las representaciones más realistas, que muestran las partes buenas y malas de una enfermedad mental recargada de mucho estigma social. Se ilustra además la influencia cultural que puede haber en los trastornos mentales, así como el avance en diagnósticos psicológicos que hay en las distintas épocas y regiones. 

Las películas son una manera fantástica de acercar contenidos difíciles y específicos a un público general. Sin embargo, en el caso de la psicología, tiende a haber varios estigmas equivocados de varios trastornos que son importantes de aclarar de vez en cuando, ¡así que espero que hayan aprendido algo nuevo hoy!