‘It’s Britney, bitch!’

Al ser una aficionada de la música que está obsesionada por saber más de todos tuve que inventar una columna que habla de la historia de ciertos artistas y porqué son relevantes para la cultura pop.

Ooops… I did it again y la pose de Britney fueron íconos por mucho tiempo y marcaron a una generación entera. Sus coreografías, outfits y actitud eran todo lo que queríamos ser y así pasó a la historia, hasta que se volvió loca y bueno, ya todos sabemos cómo terminó todo.

El 23 de octubre de este año, su primer single, ...Baby, one more time, cumplió veinte años. Así que era justo y necesario que escribiera sobre ella.

La niña

This is a story of a girl named Britney Jean Spears que nació el 2 de diciembre de 1981 en un pueblito de Kentwood, Louisiana. Ella descubrió su talento artístico a temprana edad.

Comenzó audicionando a los ocho años para el Club de Mickey Mouse, al ser tan pequeña, no pudo participar, pero después de tres años de estudios volvió a audicionar y comenzó a trabajar junto a Justin Timberlake, Christina Aguilera y Ryan Gosling.

Al ser cancelado el programa, en 1995, decidió seguir su sueño de ser tan grande como Whitney Houston, Madonna o Janet Jackson. Así que grabó el tema rechazado por TLC, ...Baby, one more time que se volvió todo un éxito, en 1998, según US Magazine.

En 1999, con tan solo 17 años, Britney se convirtió en toda una estrella y obtuvo su primer álbum número uno llamado igual que su primer single. Poco a poco fue ganando más exposición y fama. 

Utilizando maneras innovadoras de dar a conocer sus canciones, como con su aparición en Sabrina, la bruja adolescente, estrenando allí el video de (You drive me) Crazy, que contó con la participación de Melissa Joan Hart. 

Aprovechando el hype, lanzó al año siguiente Oops!… I did it again -mi álbum favorito de la vida-, que tiene canciones como la homónima, Lucky, Don’t Go Knocking On My Door y Stronger. En ese tiempo, se consolidó como “la princesa del pop” en la mente de todos. En este tiempo, ella y Justin Timberlake -quien formaba parte de *Nsync- comenzaron a salir.

La mujer

Esta fue la época en la que Britney sacó su tercer álbum, con una canción llamada I’m a slave 4U -del LP, Britney- que dejó completamente de lado esa vibra de niña bonita y pasó a ser muchísimo más sexual, eso se ve perfectamente en su video, letra y sonido. Esto sucedió porque ella quería dejar de irse por lo seguro y experimentar un poco, como dijo en una entrevista para Entertainment Weekly.

En el 2001, tuvo la famosa presentación con la pitón en los MTV Video Music Awards y unos meses, después de un bonito tiempo viéndolos juntos y combinarse la ropa, JT y Brit terminaron su relación porque, supuestamente ella estaba teniendo relaciones con el coreógrafo Wade Robson, amigo de Justin.

Puede que ames:

El momento en el que vemos la transformación completa de esta versión más sexualizada y “libre”, fue al año siguiente, cuando tuvimos el momento WTF con Madonna y Christina Aguilera en los VMA’s 2003.

Durante este año, también tuvimos a su LP, In The Zone -su cuarto disco número uno-, que contó con la participación de Madonna en la canción Me against music, y que tiene uno de los temas favoritos de todos: Toxic.

El caos

Aunque pensemos que el 2007 fue el año en el que Britney se volvió demente; en realidad, todo el desastre tenía años de antecedentes

Todo comienza en el 2004, cuando ella se casa con Jason Alexander, un amigo del colegio, después de estar fiesteando; ese mismo año, tuvo su primer hijo y se casa con el padre de él a finales de año.

Dos años después, Spears tuvo el incidente en el que conducía con su primer hijo encima. Luego, tuvo a su segundo hijo, se rapó la cabeza y ya conocemos lo que pasó después: la situación con el paraguas. Pero a pesar de todo esto, lanzó su álbum Blackout (“apagón”, ingeniosa la gente de mercadeo sabiendo todo lo que estaba pasando, ¿no?).

En el 2008, comenzamos a ver a una Britney nueva, una que parece tener una vida sin problemas con una participación en el capítulo más visto de la serie How I Met Your Mother, consigue la custodia de sus hijos y se burla con Jonah Hill de su presentación de los VMA’s 2007 en los del años siguiente.

Es importante decir que ese mismo año, el padre de la cantante y su abogado se vuelven los tutores de Britney de forma permanente. Por lo que ellos controlan lo que ella gasta y qué hace, después de años de adicción y depresión postparto.

La actualidad

Después de ese momento oscuro, Britney sacó cuatro álbumes: Circus (2009), Femme Fatale (2011), Britney Jean (2013) y Glory (2016). Los dos primeros siendo un hit con canciones como If you seek Amy y Womanizer, y los otros que pasaron a un segundo plano rápidamente por no tener canciones suficientemente pegajosas.  

Solo se enfoca en proyectar buenas energías al mundo, en su show de Las Vegas y en sus dos hijos -o al menos, eso aparenta en su IG.

El legado

No hay que negar que Britney tuvo un impacto inmenso en la industria de la música y en la cultura pop. No solo con sus primeras canciones, sino con las que vinieron después.

Se le conoce como una generadora de números uno, después de cuatro álbumes seguidos siéndolo, de acuerdo a la revista Billboard. También, nos mostró que no es necesario quedarse en lo seguro para ser exitoso; más bien, todo lo contrario, si ella no hubiese sido así, ella no seguiría en la industria y no hubiese llamado la atención.

Se volvió una referencia directa a la hora de hablar de artistas femeninas y muchas veces, está más posicionada en la mente de muchos que sus ídolos Madonna o Janet.

Es una influencia para cantantes actuales como Dua Lipa, Halsey o Taylor Swift; a pesar de que ellas puedan tener otra onda distinta, con otro mensaje, por el simple hecho de que ella jugó con su manera de ser; y al igual que las demás -como Aretha Franklin o Tina Turner-, abrió el campo de trabajo para las chicas jóvenes que querían hacer su sueño realidad.

Pero lo más importante de su mensaje es que después de que te rapes el cabello, vuelve a crecer. Todo lo malo, se va y puedes volver a encontrar tu camino para seguir siendo la mejor versión de ti.