Trucos de dieta que no son «comer ensalada»

Todas sabemos que aunque lo admitamos o no, «bajar de peso» o «ponerse en forma» siempre es parte de nuestra lista de resoluciones de vida; pero como a muchas otras mujeres, nos cuesta un poco aferrarnos completamente a esta meta. Lucky for you, aquí tienes un equipo de mujeres que disfruta de un tinto de verano y un cupcake ocasional y entiende qué tanto cuesta mantener un estilo de vida tipo Sascha Fitness.

Así que en vez de crear una lista con todos los tips de dieta que probablemente ya sabes y no cumples, te dejamos unos un pocos más avant-garde para tu cuerpo ideal.

1. Ten un cheat meal.

Si eres como nosotras, sabes la importancia de satisfacer tu sweet tooth cada semana, y eso está bien. Sin embargo, hazlo después de 3 semanas de dieta seguida, ya que es el tiempo que se tarda tu cuerpo en acostumbrarse a un nuevo régimen.

En cuanto al cheat meal, te recomendamos planearlo con lo que te esté provocando esa semana, así no caerás en la tentación de comerte las donas mediocres que te ofrecieron en la universidad, en vez de ese postre que tanto anhelas que hace tu abuela.

2. Ten un candy bowl para tus invitados.

Sí, es un poco peligroso si estás empezando la dieta, pero escúchame un segundo: ¿recuerdas esa amiga flaca que siempre tiene caramelos y chocolates en su casa y le da igual? Eso es porque está tan acostumbrada a verlos ya que son para “gustos” u “ocasiones especiales” que no tiene la necesidad que comer de él todos los días.

Quizás las primeras semanas sean difíciles, pero una vez que te acostumbres a ver los caramelos y que te de igual, tampoco te importarán los que te ofrezcan en otras casas y no tendrás la necesidad de comprarlos y sentirte culpable.

Si quieres saber más de esto, lee esta historia de Kelsey Miller en Refinery29.

3. Es parte de la dieta que tu mamá te diga “pereza”…

… cuando hablamos de horas de sueño, claro. Múltiples estudios han demostrado que siete horas de sueño por noche reducen las hormonas del hambres y las señales de ansiedad, así que la próxima vez que tu mamá te pregunté por qué duermes tanto, le podrás decir confiadamente que es parte de tu nueva dieta.

Si eres night-owl como muchas de nosotras, estas son algunas maneras en las que puedes inducir el sueño naturalmente.

4. Siempre ten comida contigo.

Este tip es uno de los mejores si lo usas de la manera correcta. Tener comida (saludable, obvio) contigo es una de las mejores maneras de hacer dieta (confieso ser culpable de llevar barritas de nueces a los conciertos).

Cuando tienes tu propia comida controlas los ingredientes que están en ella, lo que ingieras y la cantidad. Es cuestión de comerla cuando realmente tengas hambre y no por ansiedad.

5. Spice it up!

Varios estudios demuestran que agregar condimentos picantes a tus comidas acelera el metabolismo, reduce tus niveles de ghrelina (lo que hace que ruja el estómago y te dé más hambre), y activa tus hormonas que suprimen el hambre.

Los favoritos del organismo: chile, cúrcuma y pimienta.

Como probablemente te gustan las papitas fritas tanto como a nosotras, te dejamos este alternativo saludable.

6. Juega con los workouts.

Tu ejercicio del día no siempre tiene que ser el mismo, de hecho, mientras más varies mejor, ya que mantienes al organismo adivinando qué vendrá.

Un día puede ser caminar, otro zumba, otro simplemente una noche en la que bailes muchísimo (y no tomes y comas en exceso). Just keep moving!

7. Piensa en positivo.

Este último tip es cortesía de una de las integrantes de TheA Team María Fernanda Figuera, quien nos explicó que al organismo -no importa en qué sentido-, no le gusta perder. Así que cuando empieces a perder peso piensa hacia tus adentros que estás “ganando salud”.

¡Buena suerte!

Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed
Más artículos
Cosas que solo las mujeres piernonas entendemos