Tendencias de las que muy probablemente termines arrepintiéndote

Tendencias de las que muy probablemente termines arrepintiéndote

Cuando se trata de beauty trends yo siempre estoy peligrosamente dispuesta a intentar cualquier cosa aunque sea una vez. Por eso toda mi adolescencia mi pelo tuvo todo color existente en la tierra, mis cejas me odian, y clausuré la parte de mi closet que parece de un bailarín de Lady Gaga circa 2010.

En nombre de mi cabello, mi piel, mi comodidad y el sufrimiento que les he ocasionado, vengo a salvarte de la clase de tendencias de las que puedes arrepentirte:

Cualquier cosa que te queme el cabello

Tener los colores del arcoíris o parecer una sirena se ve genial en Instagram y como por 2 días en la vida real. Todos esos químicos terminan por quemarte el cabello. Aunque al principio no te importe, dos meses después estarás harta porque tendrás que pasar 4 horas peinándote y poniéndote toda clase de cremas para que se vea medianamente bien. A diferencia de un mal corte, el cabello quemado es más difícil de solucionar y no crece tan rápido como quisiéramos.

Pasar 30 horas haciéndole contouring a cada parte de tu cuerpo

Gente, el contouring era un regalo del universo y lo llevamos demasiado lejos. Además de que en persona no es tan natural como a través de una cámara, tienes que pasar tanto tiempo difuminando que de hecho sí debería contar como cardio.

O casarte con el strobing y parecer una pizza

Al otro extremo está el extreme highlighting. Mi highlighter es mi mejor amigo, pero soy capaz de aceptar que últimamente todas parecemos una empanada. Además, si no estás usando un producto de calidad, y no estás limpiando bien cuando te quitas el maquillaje, vas a tener una población de pepas en menos de 24 horas.

Cejas de los ‘20’s

Girl, si te pasas de la raya tus cejas te dejan para siempre.

Cualquier prenda que implique ser un wrap de plástico

Si vives en una montaña escandinava y eres un ser humano evolucionado que no necesita sudar, enróllate en todos los jeans plásticos que quieras. Todas las demás, por favor pensemos en cómo se va a ver cuando sudes y se condense dentro del pantalón.

Onesies

Yo acepto que soy súper millennial y amo la idea de los onesis, pero hay un problema: tienes que quitártelos completos para ir al baño y eso totalmente destruye la idea idílica de que te mantendrán cómoda por siempre.

Pestañas postizas de 30 kgs

View this post on Instagram

Thanks @mavlashextensions ?

A post shared by ARIEL WINTER (@arielwinter) on

No solo son -discutiblemente- trashy, sino que pesan, son incómodas y si sales con ellas vas a pasar toda la noche ajustándolas.

Usar trajes de baño completos como tops

Porque caes en el problema de los onesies pero en un baño público.

Baking

Del tipo que hace Kim Kardashian, no tu abuela. Se trata de hacer contouring con polvo que mojas y luego esperas mil horas a que se seque (tipo lo “horneas”). Es una técnica tomada de los drags lo que te asegura que tu maquillaje va a estar flawless toda la noche, pero tienes que empezar a hacerlo desde el lunes para estar lista el viernes. 

TheA logo
Suscríbete
Sabemos que suena sospechoso... pero hazlo