La ciencia dice que no deberías respirar profundo para calmarte

Muchas veces, lo primero que se nos viene a la cabeza cuando nos queremos calmar o ayudar a alguien a calmarse, es respirar profundo. Comúnmente, se piensa que respirar profundo es una manera de reanudar una respiración tranquila, de manera que se oxigene el cerebro y se estabilice nuestro sistema nervioso. 

Lo cierto es que algunas veces respirar profundo puede ser un buen consejo a seguir, puesto que existen varios tipos de respiraciones recomendadas dependiendo de la situación, de manera que en las situaciones en las que estás abrumado, intentando conectarte con tu cuerpo para llegar a un lugar de tranquilidad o después de una clase de hacer ejercicio, respirar profundo está perfectamente bien. 

No obstante, existen otras situaciones en las que respirar profundo es totalmente incorrecto, según la ciencia. 

Ver relacionados:

Hablemos de la ansiedad 

¿Cuándo se supone que el estrés es bueno para ti?

¿Por qué?

Los estudios han demostrado que los cuerpos de las personas que sufren de estrés crónico o trauma aprenden a funcionar distinto, haciendo que sus músculos y estructuras que ayudan a respirar estén contraídos. 

Típicamente, un diafragma, así como cuello, barriga y todas aquellas partes del cuerpo que ayudan al proceso de respiración están en modo de reposo si tú lo estás. Cuando estás activo, ellos lo están también, manejando la situación adecuadamente, midiéndose con el estrés que estés viviendo.  

Ahora, si se sufre de estrés crónico o trauma, estos músculos están probablemente desgastados por sobre uso, lo cual conlleva a que el diafragma haga mucho del trabajo, y esté contraído la mayoría del tiempo. 

Entiéndase que no se tiene que sufrir necesariamente de estrés crónico o trauma para experimentar esto. Como millennials, estamos acostumbrados a estar bajo mucho estrés, puesto que además vivimos en la generación que glorifica el café, el multitasking y el estrés. 

Esta situación de vida pone a muchos en riesgo de una vida con estrés constante de desarrollar resultados parecidos a los expuestos anteriormente en el cuerpo.  

Esto es relevante porque…

Al estar en un ambiente constantemente estimulante y bajo estrés, el cuerpo está en un estado de alerta, de manera que los músculos están contraídos y algo tiesos. Para  los que sufren de casos así, respirar profundo puede no solo ser poco efectivo sino terriblemente incómodo y escalofriante sentir que los músculos no seden.  

Existen maneras alternativas de calmarse

Dentro de estas están centrarse y encontrar un lugar de paz dentro del cuerpo o hacer actividades como contar cinco cosas de algún tipo (azules, amarillas, redondas). 

Para encontrar otras maneras de aprender a respirar puedes preguntar a médicos, yoguis, coaches de fuerza, etc.  

Tu diafragma te lo agradecerá. 

Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed
TheA logo
Más artículos
Tips para salir a comer sola