El arte de tener armarios inteligentes según My Lemon Style
armario inteligente My Lemon Style

El arte de tener armarios inteligentes según My Lemon Style

Prohibido volver a decir: “No tengo nada que ponerme”

La moda hace que usemos lo que está en boga durante algún tiempo según nuestra ubicación geográfica. Seguir las tendencias continuamente es una de las características de la sociedad de consumo, pero llevarles el ritmo puede resultar agotador, no solo por la despersonalización de tu propio estilo que implica comprar un cúmulo de piezas del momento a pesar de que estas no definen necesariamente quién eres, sino porque también hace más exigente la demanda de ropa, porque el consumidor al comprar querrá más y más temporada tras temporada.

Es importante rescatar que seguir tendencias no está mal. A todos nos gustaría usar los zapatos del momento, las prendas que vimos en la pasarela durante la semana de la moda o comprar todos los meses en Zara para estar al día con las temporadas, pero ese consumo excesivo de ropa le hace daño a nuestros armarios y, por supuesto, a nuestros bolsillos, por no mencionar al planeta.

Comprar inteligentemente es una de las mejores inversiones que puedes hacer. Piezas exactas que representen tu estilo, que duren lo que tienen que durar y que te sirvan para todas las ocasiones ayudan a tener armarios inteligentes.

Los armarios inteligentes nada tienen que ver con estantes con inteligencia artificial y aunque esto sea lo primero que aparece en Google al buscar el término, yo me refiero a la técnica para consumir y vestir coherentemente según My Lemon Style.

My Lemon Style es una asesora de imagen venezolana conocida por implementar la idea de armarios inteligentes e invitar a su comunidad a consumir de manera consciente y actuar desde la coherencia, promoviendo el comprar menos y vivir más. Esta es la filosofía de su proyecto, Universo Lemon, en donde pone en práctica ese concepto para terminar de una vez por todas con la frase que repetimos cada vez que nos paramos frente al armario: “No tengo nada que ponerme”.

Conozcamos un poco más acerca de My Lemon Style y su trabajo, pero antes los invito a seguir su trabajo a través de las redes y ser parte del Universo Lemon.

View this post on Instagram

No existe la lista de “básicos” es mentira. [email protected] van a decirte el famoso “tienes que comprar” o “tienes que TENER” la verdad es simple, “tu no tienes que nada” es lo que tengo años intentando que se entienda; lo que repito como loro hasta lograr atormentarlos y que decidan pensar por sí solos y armar su propia guía de compras. Nadie más que tú sabes lo que necesitas, nadie más que tú sabe si usarás el estupido vestido negro clásico o la camisa de botones blanca, los tacones nude, el calzado alto negro, el blazer negro o el bendito pantalón blanco qué pasó 2 años colgado en mi armario por ejemplo! . Ten la capacidad de permitirte pensar tomar las herramientas necesarias y hacer tu armario básico según tu identidad, tu estilo de vida y tú comodidad y tus NECESIDADES. Mi trabajo no es decirte que usar ni como usarlo, tampoco mostrarte 12 maneras de exprimir un “básico” mi trabajo es diferente. Es darte la libertad de que hagas tu armario inteligente. Que ames todo lo que está en el y que puedas encontrar tu estilo y reflejar por medio tus prendas el mensaje que quieres dejar en el mundo. Mi básico no es la camisa de botones, es una tshirt ecológica blanca con un denim de segunda mano, cabello al descuido y coherencia entre lo que invierto y lo que gano. Hoy es un día importante ¿lo sabemos, no?

A post shared by Asesora de Imagen (@mylemonstyle) on

¿De qué van los armarios inteligentes?

Van de las ganas de simplificar mi vida, de encontrarle sentido a mi profesión sin ser una “fashion blogger” o una paralítica mental comprando todo lo que está de moda. Va de educar y no de imponer; orientar y no complicar con términos y tendencias la vida de las personas, que ya bastante complicada es. Un armario inteligente es la capacidad de ser tu asesora de imagen y tu fashion icon favorita.

¿Qué motivó a My Lemon Style a desarrollar este concepto?

View this post on Instagram

Lemon Girls 🖤

A post shared by Universo Lemon (@universolemon) on

Me motivó el cambio que tuve de ser una mujer fashionista y consumista súper estúpida a ser una mamá que deseaba seguir en el mundo de la moda pero quería hacer cosas con sentido.

La maternidad me cambió mucho y luego del divorcio cambié más. Sentía que de alguna manera tenía que tener mi propio concepto porque me parecía a todo el mundo y sabía que había algo más. Sabía que si realmente buscaba qué era lo que necesitaba, lo podía aplicar en mí y podía funcionar para otros. Siendo mi propia asesora, viendo lo que me funcionó y haciendo ensayo y error creé un proyecto que gracias al universo les funciona a otras personas.

Danos tres razones por las que deberíamos tener armarios inteligentes

  1. Respetar tus ingresos y aprender el verdadero sentido de valor versus vida útil del producto.
  2. Aprender a tener más experiencias y recuerdos que prendas en tu armario que gritan “No tengo que ponerme”.
  3. La razón más importante: comenzar a vivir y dejar de gastarte más de diez minutos al día tratando de decidir qué ponerte.

¿En qué piezas sí deberíamos invertir?

Siempre que me preguntan esto repito lo mismo. Cada quien tiene una guía de compras diferente. Por ejemplo, puede que tú debas invertir en una camisa clásica blanca, pero yo, en mi caso, debo invertir en una franela básica blanca.

Lo cierto es que cada armario es un universo y no existe la lista de inversión perfecta. Mi respuesta siempre es: debes invertir en los básicos que se acoplan a tu estilo de vida y en los clásicos que vayan con tu identidad. Para eso, debes haber hecho las paces con tu armario, tu cuerpo y tu dinero. Si esto no pasa, seguiremos en guerra.

¿Qué piensas acerca de la moda sustentable?

Para mí es el futuro, pero hacer las cosas bien es difícil y más cuando hemos sido maleducados. Es cursi, pero soy súper romántica con este tema, creo que la moda sustentable salvará el mundo.

¿Qué les recomiendas a las personas que quieren verse bien sin dañar el planeta?

No consumas nada que no sepas de dónde viene, investiga y realmente descubre bien cuál es tu identidad, tu estilo, y no te dejes llevar por las masas.

¿Tienes algún tip para que las compradoras compulsivas pongan en práctica el: ‘Pienso, luego consumo’?

¡Síííí! Haz una lista de las cosas reales que deseas hacer y antes de comprar piensa en lo mucho que te estás alejando de invertir en algo que realmente te puede cambiar la vida: un viaje, un curso, una aventura.

La gente debe repetirse constantemente que las cosas no te hacen importante y tampoco especial. Tú eres el que les da valor a las cosas.

Según tu experiencia, ¿qué es lo que más les cuesta a las personas al momento de definir su estilo?

Entender que las redes sociales no son la vida real y aprender a inspirarse en personas con las que comparten similitudes físicas. Todo se deforma cuando tus modelos a seguir no tienen nada que ver contigo.

Es difícil hacer entender eso y que la gente entienda que su armario debe adaptarse a su estilo de vida. Todos creen que su día a día no tiene que ver con el estilo y la verdad es que la coherencia es la base de todo. Aterrizar y madurar es lo más difícil para muchas personas. Hay que entender que aparentar solo te pone las cosas más difíciles. El decidir ser como otros nos empaña la identidad y el estilo.

En tu Instagram preguntaste quiénes se unían a la tendencia de repetir la ropa, ¿qué les dices a las mujeres que consideran que esto es una locura?

Que dejen de ser tan mediocres. Disculpa mi manera de responder, pero alguien que no se una a este movimiento tiene carencias afectivas y una grave lesión cerebral.

Teniendo en cuenta la pregunta anterior, ¿qué tendencias no deberían morir según My Lemon Style?

¡Wow! La del real denim, ¿sabes? Esta que estamos viviendo de denims gruesos que duran por siempre. También la del menos es más, la simplicidad como estilo de vida. De resto, estas tendencias de ahora me tienen asqueada, muy pocas me agradan.

View this post on Instagram

Se usan alrededor de 7 mil litros de agua para fabricar un pantalón de mezclilla, mientras que para producir 1 kilo de maíz se usan 1,411 litros. Deberíamos estar realmente consciente de lo compramos 🛍 En 15 años la producción mundial de ropa se ha duplicado. Su uso, en cambio, se ha reducido a la mitad. Solo el 20% de los residuos textiles se reciclan. ¿Qué hacer para que la economía circular tenga más peso? Iniciamos con esto: comprar inteligentes en lugares conscientes, respeto por nuestras ganancias, y un punto mega wow además de comprar local es las darle una segunda oportunidad a prendas increíbles. Soy FAN de comprar en almacenes de 2da mano, te sorprendería el poder de una prenda creada con historia y textiles de calidad que perdura en el tiempo. Hoy la estrella este denim “DIDIJIN” del 2010 manofactura 💯 venezolana inversión 10$ vida útil casi infinita les dije que todo para mi era importante y que todo cambio de conducta ayuda al planeta, la idea de esto no es que corras a botar tu ropa y comprar de 2da mano la idea es que veas que puedas tener más calidad y menos cantidad y que desbancarte jamás será necesario para tener un armario inteligente. Es mi manera de vivir mejor es mi aporte a la moda consciente 🖤✌🏻

A post shared by Asesora de Imagen (@mylemonstyle) on

¿Cuáles piezas debería tener un armario inteligente?

Los denims poderosos, esos que te pones y dices: “¡Me veo hermosa!”. Esos no deben morir jamás, deberían desteñirse primero, luego ser short y así, por siempre dignos.

También una t-shirt de rock, una básica blanca bien impecable, una denim jacket, una chaqueta de cuero, un vestido que te haga sentir la reina de la noche —sabe a rábano si es negro o no, tú sabes muy bien cuál es ese vestido— y unos tenis clásicos.

Para mí, estas cosas son para la vida, para el armario y para el recuerdo. Nada puede salir mal con estas prendas.

Cuéntanos acerca del básico, el clásico y el elemento wow

Es mi fórmula ganadora. Antes de que este proyecto funcionara fui muchas personas, me disfracé de varias cosas para poder encontrarme conmigo, proceso por el cual deberíamos pasar todos.

Entendí que necesitaba tiempo y ese tiempo lo perdía tratando de agradar a otros y vistiéndome para todos menos para mí. Una vez que entendí que menos era más comencé a ser fan de los clásicos y me di cuenta de que había perdido dinero y energía comprando y seleccionando mal.

Entendí que con una prenda wow o un elemento wow podía mostrar mi identidad, marcar un estilo y siempre dejar una huella. Usé esa fórmula conmigo y luego de que vi los resultados comencé a exponerla y defenderla. Ahora es como muy Lemon, pero vino de la desesperación de un mal sueldo, un mal trabajo y querer verme bien siempre.

¿Cuál es tu elemento wow favorito?

Antes eran las carteras o el calzado. Últimamente mi elemento wow son mi pelo y mis uñas. Vas cambiándolos, ¿sabes? Con el tiempo los cambias, pero siempre los tienes.

¿Quiénes son tus fashion icons?

Esto es una cosa graciosa. Mi primer fashion icon fue babushi, mi papá. Ese hombre usa unas riñoneras como elemento wow, repite ropa, le vale verga todo y está cómodo 24/7. De él aprendí que mi comodidad no es negociable, total, las personas exitosas no deben seguir código de vestimenta.

Otra es Victoria Beckham. Somos súper diferentes, pero esa es la magia: lo que no tenemos en común es lo que me gusta de ella. Otras fashion icons son Lian Galliar; la reina de la simplicidad, Jheiniffer Lima López —la amo infinito—, y Sammi Jef.

¿Cuál es tu mantra?

Vivir más y comprar menos. Yo soy el elemento wow. Te sonará tonto, pero decidir vivir más me ayudó a dejar de comprar cosas innecesarias.

¿Cuál es el secreto detrás de proyectar una buena imagen?

Ser feliz por dentro y que no te dé vergüenza decir en voz alta lo que piensas. Creo que una vez que decides sujetarte a ti mismo y serte fiel, puedes trabajar en proyectar la imagen correcta. Mientras que eso no pase seguirás divagando. Tiene mucho que ver con eso que dicen de que no puedes dar lo que no tienes. La base de una buena imagen es la seguridad y la seguridad viene de adentro.

Vístete para…

No arrepentirte más nunca si ves una foto de tu look de hoy en 19 años.

Arréglate porque…

Porque la vida es muy corta para andar desgraciada por ahí.

Larga vida a…

Los armarios inteligentes y a las personas reales.

Y, por último, si Amaranta fuese una persona, ¿cómo luciría según My Lemon Style?

Sin duda alguna tenis clásicos, básica blanca, jeans rotos muy moderados, chaqueta de cuero, labios rojos, messy hair, uñas color nude y cartera bandolera.

Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed
TheA logo
Más artículos
El último grito de la moda es uno digno del cine de terror